Vacaciones salvajes en Manitoba

TurismoPlus.ORG

Si es amante de la pesca y la naturaleza y piensa viajar un destino apropiado es Manitoba, la provincia canadiense de los 100,000 lagos.

Conocida como la provincia salvaje de Canadá, Manitoba ofrece la posibilidad de pescar o admirar numerosos ríos y riachuelos, además de sus lagos, grandes y pequeños, cada uno con enorme variedad de peces.

Lo amantes de las aventuras la prefieren por ser una región accidentada, con llanuras, lagos y tundra, parques nacionales, reservas naturales y antiguas ciudades fronterizas.

Winnipeg, su capital, es considerada una ciudad histórica en la intersección de los ríos Rojo y Assiniboine, que cuenta entre sus atractivos la Royal Canadian Mint, la fábrica de monedas canadienses.

La ciudad portuaria de Churchill, en el norte de la provincia,  es considerada la puerta al ártico canadiense y un destino privilegiado para paseos en bote, kayak, practicar submarinismo en aguas frías o recorrer los parajes en un trineo de perros.

Un espectáculo adicional es que dese Churchill se puede observar la aurora boreal más de 300 noches al año.

Los amantes de la fauna tienen un lugar privilegiado en la ciudad de Narcisse cuando de abril a mayo, decenas de miles de serpientes de cara roja se reúnen en la zona durante la época de apareamiento.

Pero, con todo,Manitoba es un lugar ideal para los pescadores, con 30 especies de peces y la oportunidad de hacerse de verdaderos monstruos como un lucio gigante o enormes bagres, que hace de los amantes de este deporte uno de sus destinos favoritos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: