Flota aérea latinoamericana se duplicará en 20 años

El crecimiento del turismo en América Latina y el Caribe estará acompañado de un aumento de la cantidad de aviones comerciales, que dentro de 20 años llegará a unas 4.500 naves, el doble de lo existente en la actualidad.

Un estudio de FlightGlobal, un sitio web especializado en información sobre las industrias aeronáutica y aeroespacial, pronosticó que en ese lapso la capacidad de transportación de pasajeros en la región registrará un alza del 6.1% y la de carga en un 6.2%.

La flota aérea del área promedió un incremento anual del 1.7% en las 2 últimas décadas para un total de 2.000 unidades, equivalentes al 7% de lo registrado a nivel mundial.

En el presente, casi la totalidad de los aviones (93%) es utilizada en el mercado de pasajeros y el resto para carga, pero se vaticina una reducción del 4% en el segundo aspecto, debido al aumento de la capacidad de los aparatos.

Según FlightGlobal, las entregas de naves a las aerolíneas de América Latina promediaron 140 unidades por año durante 2012-2015, impulsadas por el crecimiento de las compañías de bajo costo y el reemplazo de los aviones de doble pasillo, pero se redujo a 63 en 2017.

Área clave del crecimiento

Las proyecciones de cara a 2037 auguran 3.940 nuevas entregas en los próximos 20 años en América Latina y el Caribe, lo que representa el 8% de las previstas a nivel global por un valor de 222.000 millones de dólares.

Se trata de unos 3.700 aviones de pasajeros, 225 turbohélices y 20 cargueros, de ellos más de 2.950 serán de pasillo único de pasajeros y 370 de doble pasillo.

FlightGlobal considera que la región es una de las áreas clave para el crecimiento de usuarios en el futuro, con un mayor tráfico de ocio estimulado por compañías de bajo costo y la liberalización en los principales mercados.

No obstante esos pronósticos, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo advirtió a los gobiernos sobre una eventual crisis en materia de infraestructura del sector, en particular en cuanto a capacidad de las pistas, las terminales y el espacio aéreo.

Para el director general de esa organización, Alexandre de Juniac, los aeropuertos de Buenos Aires, Bogotá, Lima, Ciudad de México, La Habana y  Santiago de Chile, entre otros, conocen sus desafíos y saben que si no son resueltos, la economía regional se verá afectada.

No se trata de una emergencia, pero hay que ejecutar acciones urgentes porque las decisiones adoptadas ahora solo pueden ser implementadas en 5 o 10 años, precisó.

TurismoPlus.org / Foto: Joel Santana (Pixabay)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: