México protege el tiburón ballena

Por Frank Martin/TurismoPlus.ORG

Las autoridades mexicanas redoblaron su vigilancia para proteger al tiburón ballena, una gran atracción turística pero amenazada de extinción.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente de México (Profepa) divulgó  que desarrolló en 2017  nueve operativos y 32 recorridos de vigilancia, y verificó 474 embarcaciones que realizaban actividades de observación, nado y buceo libre (snorkel) con tiburón ballena.

El programa oficial al respecto de Protección de Especies en Riesgo ‘Ballenas y Tiburón Ballena’ posibilitó la detección de violaciones que llevaron al levantamiento de ocho actas de inspección sobre siete embarcaciones menores, cuyos propietarios carecían de autorización para la actividad, así como del incumplimiento de condicionantes y violaciones a la Ley Federal de Derechos.

El tiburón ballena (Rhincodon typus) es el pez más grande del mundo, con aproximadamente 12 metros de longitud y habita en aguas cálidas tropicales y subtropicales.

Los estados mexicanos que organizan actividades turísticas de  observación, nado y buceo libre (snorkel) de ese animal son  Baja California, Baja California Sur, Nayarit, Jalisco y Quintana Roo.

No solo el tiburón ballena y las ballenas son protegidas en el mundo cuando se hacen espectáculos turísticos en su entorno.

También son protegidos los tiburones. Especialistas protectores de animales en todo el mundo  rechazan especialmente el bucear en una jaula entre los escualos, algo de moda en entre personas que gustan de las aventuras.

Los tiburones son atraídos con una carnada mezcla de sangre, pescado machacado y pequeños peces que se lanza al agua para intentar que los escualos se aproximen.

Los expertos creen que alimentar a un  animal salvaje puede perturbar su comportamiento y su equilibrio natural.

En la Florida está prohibido alimentar tiburones desde noviembre de 2001. Se cree que alimentar a los escualos en estado salvaje ha multiplicado  el número de ataques de tiburones a seres humanos.

Otros especialistas afirman que ello aumenta la posibilidad de extinción de esa especie.

Pero el simple  buceo entre tiburones, se afirma  puede tener el objetivo de reeducar a la sociedad en la protección del gran tiburón blanco y que puede contribuir a mejorar la imagen negativa que se tiene del tiburón.

La Profepa de México sostiene que los espectáculos con el tiburón ballena  gran relevancia atraer altos ingresos comerciales y por tanto hace cumplir normas y exige permisos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: