Aeropuerto de Galápagos, sin CO2

TurismoPLus.ORG

Si es defensor de la ecología y viaja por avión al archipiélago de Galápagos tiene ahora el aliciente adicional de ingresar a ese territorio paradisíaco por el Primer Aeropuerto Carbono Neutro de Latinoamérica y el Caribe.

Esta categoría es otorgada por el Consejo Internacional de Aeropuertos mediante su programa Airport Carbon Acreditation para reconocer los esfuerzos a favor de reducir las emisiones de CO2.

La distinción entregada al Aeropuerto Ecológico de Galápagos, en la isla Baltra, fue precedida por un proceso de  certificación está compuesto por cuatro etapas:

  1. Inventario para medir emisiones de carbono
  2. Reducción de la huella de carbono
  3. Optimización de recursos para reducir emisiones de CO2 en la comunidad aeroportuaria
  4. Compensación de las emisiones de carbono (carbono neutro).

Las mejoras en el funcionamiento de las instalaciones aeroportuarias fueron realizadas durante los últimos tres años.

Jorge Rosillo, gerente general de la terminal aérea afirmó que en las operaciones de esa instalación es una prioridad el cuidado del ambiente.

Entre otros elementos, no utiliza aires acondicionados ni iluminación artificial durante el día y funciona con el 100% de energía renovable (eólica y solar).

Este reconocimiento reafirma a Galápagos como un destino ecológico que realiza sus actividades turísticas teniendo en cuenta la preservación de sus áreas naturales.

El 20 de noviembre de 2014, el aeropuerto de Galápagos se convirtió en el Primer Aeropuerto Ecológico del mundo, luego de obtener la certificación LEED Nivel Oro por el U.S. Green Building Council (Consejo Americano de Construcción Sustentable).

Las autoridades turísticas de Ecuador aseguran que en este destino se aplican adoptado medidas para reducir el uso de combustibles fósiles y se realiza un manejo de desechos que propicia la protección de este Patrimonio Natural de la Humanidad.

Galápagos es un destino rico en especies endémicas, que propicia actividades como el buceo y las caminatas por senderos autorizados, con reglas específicas para proteger las áreas naturales de su entorno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: