Puertas brasileñas más abiertas a los chinos

TurismoPlus.ORG

Los turistas de China podrán ser vistos a partir de ahora con mas frecuencia en las playas de Copacabana, en las calles de las ciudades del Brasil y también en los fabulosos carnavales tras firmarse un acuerdo entre ambas naciones.

Se acaba de anunciar que las autoridades brasileñas y la entidad China Travel Services (CTS) suscribieron un tratado para organizar giras personalizadas especiales para chinos con el fin de aumentar el número de turistas de esa nacionalidad en Brasil.

Ya está previsto el primer programa para los asiáticos. Será en septiembre durante el Festival de la Luna Llena en Foz do Iguazú (estado de Paraná), donde reside la segunda comunidad china más grande del país de América del Sur.

Habrá hermosas ceremonias culturales organizadas por el Ayuntamiento de Foz de Iguazú en asociación con la Embajada de China en Brasil con las cataratas de fondo. El lugar de gran belleza natural sobre el río Iguazú, está en el límite entre la provincia de Misiones, Argentina y el estado brasileño de Paraná.

Según José Antonio Parente, Secretario de Estructuración del Turismo de Brasil, el nuevo acuerdo podría atraer a muchos de los chinos que salen a pasear por el extranjero como promedio cada año, unos 135 millones. Quienes se dieron tales paseos en 2017 gastaron por el mundo 250 mil millones de dólares.

La magia para lograr multiplicar esos turistas son las visas. Según Parente aumentaron en China el número de lugares donde se pueden obtener visas brasileñas de turismo hasta 12, de solo tres que existían hasta ahora.

El objetivo de atraer a viajeros chinos está incluido en un plan novedoso del Brasil que, se calcula, puede sumar 12 millones de visitantes extranjeros anuales hasta 2022 y desde ahora. El programa es llamado en inglés Brasil More Tourism Plan y facilitar a naturales de varios países visas vacacionales.

En cuanto a China, el inmenso y atractivo territorio brasileño recibió en 2016 a solo 50 mil chinos de los 130 millones que salieron del país asiático para pasar vacaciones.

Un año después, en 2017, los brasileños tuvieron un récord de visitantes extranjeros con seis millones 558,770 turistas o sea un 0,6 por ciento más que el año anterior, según estadísticas del Ministerio de Turismo. El mérito de la cifra es que superó a la del año 16 cuando se celebraron los Juegos Olímpicos en Brasil.

Los chinos ocuparon el puesto 17 en la lista global de visitantes el año pasado con 61.250 para un aumento del 0,93 por ciento con respecto a 2016.

Las autoridades brasileñas creen que la cantidad actual promedio anual de turistas que visita el país es baja. Algunos especialistas relacionan esa situación precisamente a las dificultades para obtener visados. En el caso delos chinos influye probablemente su lejanía y los largos vuelos que tienen que hacer para llegar a algún punto de América del Sur.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: