Alemania invita a celebrar 100 años de Bauhaus

Si estás preparando tus viajes de 2019, una opción es Alemania que lanzó un programa extraordinario por el centenario de Bauhaus, movimiento de diseño, arquitectura y arte cuya guía fue la funcionalidad sobre la formas.

La Asociación Bauhaus proyecta iniciar las celebraciones del centenario en Berlín del 16 al 24 de enero de 2019, con un amplio programa de eventos musicales y filmes que darán más opciones a la capital alemana.

También se realizará el Grand Tour del Modernismo: 100 años, que incluye 100 sitios alemanes, entre ellos lugares emblemáticos de Bauhaus y sitios del patrimonio mundial de la Unesco.

La relación incluye los museos de Bauhaus en Dessau, Weimar y Berlín que se está renovando para las celebraciones.

Aunque el programa alcanza diversas ciudades y regiones, tal vez el mejor destino para comenzar sea la ciudad  de Dessau, donde se estima que se pueden observar la mayor cantidad de edificios vinculados a este movimiento, entre ellos el de la escuela principal que ilustra esta nota.

Debe aclarase que Bauhaus -palabra que significa en alemán “casa en construcción” comenzó en Weimer (1919) y terminó en Berlín (1932), pero en Dessau fue registrado su mayor florecimiento de 1925 a 1932 y  hoy se conserva gran parte de su legado arquitectónico.

Ciertamente mucho debió reconstruirse, pues durante la Segunda Guerra Mundial se estima que fueron dañados el 80 % de sus edificios, debido a los bombardeos de los aliados.

Un acercamiento a estas construcciones seguramente provocará una especie de deja vu a los visitantes, aunque nunca hayan estado antes en Alemania, pues las líneas de sus edificios recuerdan de inmediato al visitante muchos otros vistos en diferentes ciudades del mundo.

Esta sensación no es más que una evidencia de cuanto debe el diseño y la arquitectura a los conceptos del movimiento que uno de sus miembros, Ludwing Mies van der Rohe, definió como “Menos es más”.

La historia de Bauhaus

Entre los factores que se confabularon para limitar  el florecimiento en Alemania pero paradójicamente también favorecieron su internacionalización es que muchos integrantes eran judíos y debieron dejar el país ante el empuje de los nazis.

Walter Gropius, su creador, y Marcel Breuer fueron a Harvard, van der Rohe y Laszlo Moholy-Nagy se mudaron a Chicago, Ludwig Hirschfeld-Mack se instaló en Geelong, Australia, entre otros.

De otro lado, difícilmente podría prosperar un diseño que propugnaba deshacerse de todo lo superfluo en un momento en que primaba la ornamentación.

Tampoco la estética de Bauhaus tenía mucho futuro en un país donde posteriormente para la arquitectura y el arte se dictaron normas encaminadas a garantizar obras imponentes y majestuosas, acorde con la mentalidad de superioridad nazi.

La Asociación Bauhaus en Dessau presentó un programa de exposiciones y proyectos con una inauguración programada para el 16 de enero de 2019 con un festival de una semana en la Academia de las Artes, un edificio simbólico de Bauhaus.

Pero la celebración irá más allá de Alemania e incluirá otros destinos como Tel Aviv, e el barrio conocido como Ciudad Blanca (Patrimonio de la Humanidad de la Unesco) fue construido con gran influencia de Bauhaus.

La exposición itinerante Imaginario Bauhaus comenzó ya a viajar por Rabat, Kioto, Nueva York, Moscú y Sao Paulo, para terminar en Berlín en el verano de 2019, un año en que Alemania podrá convertirse en el destino de viajeros amantes de la Arquitectura, las Artes, el Diseño y la Historia.

TurismoPlus.org /Foto: Moonglow (Pixabay) 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: