Norwegian Joy se mueve de China a Alaska y México

TurismoPlus.ORG /Foto: George Desipris (Pexels)

El romance de la industria de cruceros de China, vista como un prometedor mercado millonario, está pasando por un momento difícil que lleva a pensar si se sobrevaloraron las posibilidades del gigante asiático o si algunas cosas cambiaron para mal.

Norwegian Cruise Line, que construyó para ese mercado el Norwegian Joy de 3,883 pasajeros, anunció que cambiará el destino para el buque, pues considera mucho más prometedor utilizarlo en Estados Unidos, concretamente en la ruta de Alaska.

Hannah Sampson, de la consultora Skift, considera que el fuerte mercado chino pareció menos seguro luego de que las tensiones entre China y Corea del Sur forzaron a las líneas de cruceros a dejar de hacer escala en los itinerarios de Corea del Sur.

De tal forma el Norwegian Joy, que incluso fue diseñado con un colorido arte alegórico a China en su caso y tuvo entre sus padrinos de lanzamiento a la estrella de pop Wang Leehom, será rediseñado para acercarlo más a los potenciales pasajeros de su nueva ruta.

Las renovaciones del barco, por unos 50 millones de dólares, incluyen la instalación de un Starbucks, un spa y gimnasio, tiendas y casinos reducidos, y más bares, cambios inusuales para un buque con apenas un año en operación.

El presidente y CEO de Norwegian Cruise Line, Andy Stuart, dijo a Skift en una entrevista que algunas características del barco construído con la vista puesta en China no se corresponden con los pasajeros norteamericanos, incluyendo salones de té en lugar de bares.

Con los cambios Norwegian Joy será casi gemelo con el Norwegian Bliss, puesto en operación en Alaska en la primavera de 2018.

Después de Alaska, el Alegría Noruega (como sería su nombre en español) se trasladará a Los Ángeles con destinos a la Riviera mexicana y del Canal de Panamá en el invierno de 2019 hasta principios de 2020.

El cambio hacia México, que la compañía describió como un itinerario “históricamente marginado”, se une al reciente anuncio de  Carnival para el envio de un nuevo barco a la región, en respuesta al aumento de la demanda de la Riviera mexicana.

En su evaluación Skift considera que luego de años de rápida expansión varias líneas de cruceros redujeron su capacidad en China en el pasado año y medio y enviaron barcos a otros destinos más rentables.

Norwegian proyecta enviar a China su Norwegian Spirit de 2,000 pasajeros en el verano de 2020. “Más allá de eso tratamos a China como a cualquier otro destino donde implementamos capacidad en función de la demanda como lo vemos “, dijo Stuart.

En cuanto al mercado en general, sus directivos consideran que la demanda de cruceros no muestra signos de desaceleración y la ocupación para la segunda mitad de 2018 sigue siendo superior y con precios más altos a los de 2017, que alcanzaron niveles récord.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: