Expertos delínean Prototipo de Turismo del Vino

TurismoPlus.ORG / Foto:BrettSayles(Pexels)

Quizás ningún lugar mejor que la bodega de vino más grande del mundo para que expertos de  instituciones y fábricas productoras realicen estudios, aporten experiencias y establezcan estrategias en el marco de la Tercera Conferencia Mundial sobre Turismo Enológico.

La cita tuvo lugar en la localidad de Chisinau, en Moldavia, un país europeo que poco a poco escaló posiciones en el mercado internacional como un importante productor vinícola en Europa a partir de sus enormes viñedos y un fuerte sentido de comunidad.

En opinión de la Organización Mundial del Turismo (OMT) esos elementos unidos a una rica cultura en materia de música, danza, comida, poesía, arquitectura y artículos artesanales y mezclados con la exquisitez del vino propician una experiencia auténtica y única para turistas de todo el mundo.

A partir de los objetivos de Naciones Unidas en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, los asistentes a la cita de Moldavia trataron sobre el progreso rural sostenible a través del turismo y en particular el papel del enoturismo en ese sentido.

Para muchos, el turismo enológico, como subconjunto del gastronómico, propicia un enfoque más sostenible de ese sector al constituir un notable impulsor de la sostenibilidad económica, ambiental y social y como fuente de ingresos y empleos.

Y al mismo tiempo una veta de gran potencial para la ampliación y diversificación de los destinos hasta ahora limitados a segmentos determinados del turismo (sol y playa, ecológico, de aventura, entre otros).

En esa línea, la OMT elaboró una “Prototipo de Turismo del Vino” relativo al desarrollo de un producto que permite al visitante conocer una región determinada a través de sus fábricas, viñedos y el ambiente en que se han desarrollado desde los puntos de vista histórico, cultural y socioeconómico.

La iniciativa lanzada hace un año incluye la formación de una red de enoturismo que hasta ahora cuenta con la única participación de España, un país cuyos vinos tienen fama mundial y que ya creó una nueva oferta turística denominada “España a través de sus bodegas”.

Según un reporte del Directorio Central de Empresas del Instituto Nacional de Estadística, el número de bodegas en España aumentó 6.8%, hasta alcanzar 4373 este año, más de 180 nuevas instalaciones de ese tipo en una década.

Entre los temas de la reunión de Moldavia estuvieron La sostenibilidad como herramienta un desarrollo exitoso, La asociación entre los sectores público y privado y la organización de eventos (ferias y maratones del vino) como nuevos productos del enoturismo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: